Imagen de Ruben Hidalgo. Fisioterapeuta a domicilio en Cuenca
Rubén Hidalgo
Fisioterapeuta especializado en servicios de fisioterapia deportiva, terapia manual y rehabilitación neurológica

Hola, soy Rubén Hidalgo, fisioterapeuta profesional. Hoy os traigo información detallada sobre la lesión SLAP del hombro, una afección que puede ser bastante limitante y requiere de un abordaje preciso para su tratamiento y recuperación. Ya sea que estés explorando opciones terapéuticas o buscando comprender los procedimientos asociados a su manejo, espero que este artículo te brinde la orientación que necesitas.

La lesión SLAP afecta al labrum, una pieza clave en la articulación del hombro, y puede tener gran impacto en la calidad de vida y el desempeño deportivo. A continuación, desglosaremos sus principales aspectos, desde los síntomas y diagnóstico hasta el tratamiento y consejos para prevenir su aparición.

¿Qué es la lesión SLAP y cómo se produce?

El término SLAP proviene de las siglas en inglés para "Superior Labrum Anterior and Posterior", lo que indica una lesión del labrum superior del hombro, una estructura de fibrocartílago que rodea la cavidad glenoidea. Esta lesión es común en atletas y puede ser causada por movimientos repetitivos del brazo o por un traumatismo directo, como una caída sobre el hombro extendido.

Frecuentemente, la lesión SLAP se asocia con el tendón del bíceps, dado que una de sus porciones se ancla en la parte superior del labrum. Movimientos como el levantamiento de pesas o lanzamientos pueden generar una tensión excesiva que resulte en daño al labrum y al tendón.

Por su parte, la porción larga del bíceps puede verse afectada debido a su estrecha relación anatómica y funcional con el labrum, con la lesión SLAP comprometiendo la estabilidad del tendón y provocando dolor e inflamación.

Síntomas reveladores de una lesión SLAP

Los síntomas de una lesión SLAP pueden variar, pero comúnmente incluyen dolor en el hombro, especialmente al realizar movimientos por encima de la cabeza o al levantar objetos. También es habitual la sensación de chasquido o bloqueo en la articulación, así como debilidad y disminución en el rango de movimiento.

Otro signo indicativo es el dolor que se intensifica durante la noche, lo que puede interferir con el sueño y el descanso adecuado. Estos síntomas pueden llevar a un rendimiento disminuido en deportistas y dificultades en las actividades cotidianas.

Es importante estar atentos a estos síntomas para poder realizar un diagnóstico precoz y preciso que permita abordar la lesión de manera efectiva.

Diagnóstico preciso de la lesión SLAP: pasos a seguir

El diagnóstico de la lesión SLAP comienza con una evaluación clínica detallada, donde se revisa la historia del paciente y se realizan pruebas físicas específicas. Entre estas pruebas, el test de O'Brien es ampliamente utilizado para detectar alteraciones en el labrum superior.

Para confirmar el diagnóstico, se emplean estudios de imagen como la resonancia magnética artrográfica, que proporciona una visión clara de la estructura del labrum y de posibles lesiones asociadas al tendón del bíceps.

Estas herramientas diagnósticas son esenciales para determinar el tratamiento adecuado, que puede variar desde medidas conservadoras hasta la necesidad de una intervención quirúrgica.

Opciones de tratamiento para la lesión SLAP

El tratamiento de la lesión SLAP puede ser conservador o quirúrgico. En una etapa inicial, o en casos menos severos, se puede optar por tratamientos no invasivos como la fisioterapia, el uso de antiinflamatorios y modificaciones en la actividad física. La fisioterapia es fundamental para mejorar la movilidad y fortalecer los músculos que rodean la articulación del hombro.

Cuando los síntomas persisten o hay una afectación significativa, el procedimiento quirúrgico recomendado suele ser la artroscopia. Durante esta cirugía, se realizan pequeñas incisiones por las que se introduce una cámara y herramientas especializadas para reparar el labrum y, si es necesario, realizar una tenodesis del bíceps.

Postoperatoriamente, es esencial un adecuado plan de rehabilitación y cuidados, el cual debe ser personalizado teniendo en cuenta la extensión de la lesión y las necesidades individuales de cada paciente.

El proceso de rehabilitación tras una lesión SLAP

  • La rehabilitación comienza con una fase de reposo y protección de la articulación operada.
  • Gradualmente se introducen ejercicios para mejorar la amplitud de movimiento.
  • Posteriormente, se trabajará en el fortalecimiento de los músculos del hombro y del manguito rotador.
  • La última fase incluye ejercicios de funcionalidad y retorno progresivo a las actividades habituales o deportivas.

El objetivo es recuperar la plena funcionalidad del hombro, minimizar el riesgo de futuras lesiones y permitir que el paciente retome sus actividades diarias o deportivas con total seguridad.

Consejos para prevenir la lesión SLAP en deportistas

La prevención es clave, especialmente en deportistas, para evitar lesiones como la SLAP. Un entrenamiento adecuado que incluya ejercicios de fortalecimiento del manguito rotador y la musculatura estabilizadora del hombro puede disminuir significativamente el riesgo.

Asimismo, es importante evitar el sobreentrenamiento y respetar los períodos de descanso, así como asegurarse de emplear la técnica adecuada al realizar movimientos repetitivos, como lanzamientos o levantamientos de pesas.

La educación sobre la prevención de lesiones y la consulta con profesionales ante las primeras señales de dolor o molestia, pueden marcar la diferencia en mantener la salud y la integridad de las articulaciones a largo plazo.

Preguntas relacionadas sobre la lesión SLAP y su tratamiento

¿Cuándo operar SLAP?

La decisión de operar una lesión SLAP toma en cuenta diversos factores. La gravedad de la lesión y la respuesta al tratamiento conservador son determinantes. Los pacientes que no mejoran con fisioterapia y otros tratamientos no quirúrgicos, y aquellos cuyas actividades exigen una alta demanda del hombro, como atletas o trabajadores manuales, podrían beneficiarse de una intervención quirúrgica para mejorar su calidad de vida y recuperar la funcionalidad del hombro.

La cirugía se considera también cuando hay una limitación funcional significativa y síntomas persistentes que impactan en las actividades diarias y deportivas del paciente.

¿Cómo se cura la lesión SLAP?

La curación de una lesión SLAP puede abordarse inicialmente con un enfoque conservador, que incluye fisioterapia y medicación para aliviar el dolor e inflamación. Si estos métodos no son suficientes, se puede recurrir a la cirugía artroscópica que, junto con la tenodesis del bíceps si es necesaria, busca reparar el labrum dañado.

Independientemente del tratamiento elegido, la rehabilitación es un pilar en el proceso de curación y debe ser guiada por un fisioterapeuta para asegurar una recuperación exitosa y la restauración completa de la funcionalidad del hombro.

¿Cuánto tarda en cicatrizar labrum?

La cicatrización del labrum tras una cirugía varía de un individuo a otro, pero generalmente toma entre 4 a 6 meses. Es vital seguir un plan de rehabilitación específico, supervisado por un especialista, que permita una recuperación adecuada y evite retrasos en el proceso de cicatrización.

Una recuperación exitosa también depende de la adherencia del paciente a las recomendaciones postoperatorias y su compromiso con el programa de ejercicios y cuidados indicados.

¿Cuánto se tarda en hacer una artroscopia de hombro?

Una artroscopia de hombro puede durar entre 1 y 2 horas, aunque este tiempo puede variar en función de la complejidad de la lesión y del tratamiento necesario. Siendo un procedimiento generalmente ambulatorio, el paciente puede regresar a casa el mismo día, pero deberá comprometerse con un plan de rehabilitación para obtener los mejores resultados a largo plazo.

Para complementar la información, les comparto un video que ilustra el procedimiento y la recuperación tras una cirugía artroscópica de lesión SLAP:

Recuerda que estas pautas son generales y cada caso requiere una valoración individual. Si tienes más dudas o necesitas asesoramiento personalizado, no dudes en contactar a un especialista y consultar las secciones relevantes de nuestro sitio web para más información.

Otros artículos

Gracias por visitar nuestro blog y por interesarse en los contenidos que ofrecemos. Queremos recordarle que cualquier información o pauta que pueda encontrar en nuestro blog está destinada únicamente con fines educativos e informativos y no tiene como objetivo reemplazar la opinión o el consejo de un profesional médico o fisioterapeuta.
Por lo tanto, si está considerando seguir alguna de las pautas que se presentan en nuestro blog, le recomendamos encarecidamente que consulte primero con su médico o fisioterapeuta para determinar si es seguro y apropiado para su condición física y de salud. Cada persona es única y puede requerir un enfoque personalizado en su tratamiento.

Tormo Studio participa en el Programa de asociados de Amazon Services LLC, un programa de publicidad de afiliados diseñado para proporcionar un medio para que los sitios ganen tarifas de comisión mediante la publicidad y los enlaces.

crossmenu